Clickjacking: Una amenaza invisible que pone en riesgo la seguridad de tu empresa

Hands working on digital device network graphic overlay

Introducción:
En el mundo actual, donde la seguridad de la información es de vital importancia, las empresas deben estar preparadas para enfrentar diversas amenazas cibernéticas. Una de estas amenazas, a menudo subestimada, es el clickjacking. En este artículo, exploraremos qué es el clickjacking, sus consecuencias para las empresas y cómo pueden protegerse de esta vulnerabilidad. Además, presentaremos algunos ejemplos ilustrativos para comprender mejor su impacto.

¿Qué es el clickjacking?
El clickjacking, también conocido como “UI redressing” o “ataque de marco invisible”, es una técnica utilizada por los ciberdelincuentes para engañar a los usuarios y obtener su información confidencial o hacer que realicen acciones no deseadas sin su conocimiento. En este tipo de ataque, los atacantes ocultan elementos maliciosos sobre páginas web legítimas y aprovechan la confianza del usuario para engañarlo y hacer clic en esos elementos sin darse cuenta.

Consecuencias del clickjacking para las empresas:
El clickjacking puede tener graves consecuencias para las empresas. Algunas de las más comunes son:

Robo de información confidencial: Los atacantes pueden utilizar el clickjacking para engañar a los usuarios y obtener acceso a información confidencial, como datos de inicio de sesión, números de tarjeta de crédito u otra información personal sensible. Esto puede dar lugar a robos de identidad, fraude financiero y daños a la reputación de la empresa.

Ejecución de acciones no deseadas: Mediante el clickjacking, los atacantes pueden hacer que los usuarios realicen acciones no deseadas sin su conocimiento. Por ejemplo, podrían hacer que un usuario haga clic en un botón de “Me gusta” en una publicación en redes sociales o que realice una transferencia de fondos no autorizada en una plataforma de banca en línea.

Suplantación de la interfaz de usuario: El clickjacking puede utilizarse para ocultar elementos maliciosos sobre una interfaz de usuario legítima, lo que confunde al usuario y le hace creer que está interactuando con la interfaz real. Esto puede llevar a que el usuario realice acciones no deseadas o proporcione información sensible a los atacantes.

Cómo protegerse del clickjacking:
Para protegerse del clickjacking, es fundamental implementar medidas de seguridad adecuadas. A continuación, se presentan algunas estrategias efectivas para mitigar esta vulnerabilidad:

Implementar el encabezado X-Frame-Options: Este encabezado HTTP permite a los sitios web controlar si sus páginas se pueden cargar dentro de un marco (iframe). Al configurar el encabezado X-Frame-Options en la opción “SAMEORIGIN” o “DENY”, se puede evitar que las páginas web sean cargadas en iframes maliciosos, reduciendo así el riesgo de clickjacking.

Utilizar la política de seguridad de contenido (Content Security Policy, CSP): La CSP es una medida de seguridad que permite a los sitios web especificar las fuentes de contenido confiables. Al definir una política de seguridad de contenido adecuada, se puede mitigar el riesgo de clickjacking al bloquear la carga de contenido de fuentes no autorizadas.

Mantenerse actualizado: Es esencial mantener los sistemas y software actualizados para protegerse contra las vulnerabilidades conocidas de clickjacking. Esto incluye aplicar parches de seguridad, actualizar los navegadores web y utilizar las versiones más recientes de las aplicaciones y frameworks utilizados en el desarrollo web.

Ejemplos ilustrativos de clickjacking:
A continuación, presentamos algunos ejemplos para comprender mejor cómo funciona el clickjacking:

Engaño en una red social: Un atacante crea una página web maliciosa que oculta un botón de “Me gusta” de una publicación en una red social popular. Cuando un usuario visita esa página, sin darse cuenta, hace clic en el botón de “Me gusta” y comparte la publicación con su red de contactos.

Fraude financiero: Un atacante crea una página web falsa que imita la interfaz de una plataforma de banca en línea. Al ocultar elementos maliciosos sobre los botones de transferencia de fondos, los usuarios creen que están realizando una transferencia legítima, pero en realidad están enviando dinero a cuentas controladas por los atacantes.

Suplantación de la interfaz de usuario: Mediante técnicas de ocultamiento, un atacante superpone elementos maliciosos en una página web legítima de comercio electrónico. Cuando los usuarios intentan realizar una compra, en realidad están proporcionando su información de pago a los atacantes, sin ser conscientes de ello.

Conclusión:
El clickjacking es una amenaza invisible que puede tener graves consecuencias para las empresas, incluyendo el robo de información confidencial, ejecución de acciones no deseadas y suplantación de la interfaz de usuario. Para protegerse de esta vulnerabilidad, es crucial implementar medidas de seguridad, como el encabezado X-Frame-Options y la política de seguridad de contenido. Además, mantenerse actualizado y estar al tanto de las últimas técnicas de ataque es fundamental. Al tomar estas precauciones, las empresas pueden mitigar eficazmente el riesgo de clickjacking y garantizar la seguridad de su información y la confianza de sus clientes.

Fuentes:

OWASP Clickjacking Defense Cheat Sheet: https://cheatsheetseries.owasp.org/cheatsheets/Clickjacking_Defense_Cheat_Sheet.html
“Clickjacking: Attacks and Defenses” by R. Hansen and S. Grossman: https://seclab.stanford.edu/websec/framebusting/framebust.pdf
“Clickjacking: What It Is and How to Protect Yourself” by TechTarget: https://searchsecurity.techtarget.com/definition/clickjacking
“Clickjacking” by OWASP: https://owasp.org/www-community/attacks/Clickjacking
“Content Security Policy” by MDN Web Docs: https://developer.mozilla.org/en-US/docs/Web/HTTP/CSP

Patty Rojas http://landiwise.com/blog

Soy redactora y copywriter de LandiWise.

You May Also Like

More From Author

+ There are no comments

Add yours